¿Cuándo debo revisar los ojos de mi hijo (a)?

Es muy importante que los ojos de los niños sean valorados durante su infancia en varias ocasiones antes de que termine su desarrollo visual (alrededor de los 6-7 años). Ya que se considera que el 80% de lo aprendido en los niños es a través de la vista, se recomienda hacer una revisión visual en por lo menos tres momentos:

  1. Al nacer el pediatra realiza un examen general del ojo
  2. Entre los 2 y 3 años debe realizarse un examen completo externo e interno de los ojos por un oftalmólogo, para así verificar que los niños tengan una buena visión con ambos ojos y asegurar su buen desarrollo visual.
  3. Alrededor de los 6 y 7 años (antes de entrar a la primaria) es una etapa muy importante en la que tenemos que asegurarnos que el niño tenga una buena visión de lejos y cerca, por eso se recomienda un amplio examen de los ojos.

El examen profesional y completo que se debe realizar a los niños es el siguiente:

  • Agudeza visual
  • Refracción
  • Motilidad ocular
  • Visión stereo
  • Visión de colores
  • Examen externo del ojo
  • Examen interno del ojo (para esto es necesario dilatar la pupila)

En caso de que el niño necesite graduación para corrección de su visión, se prescriben lentes o lentes de contacto.

Con la ayuda y el compromiso de los padres al explicar a su hijo la necesidad  y beneficio del uso de sus lentes, el los utilizara con gusto y responsabilidad, si por el contrario después de realizar  el examen completo no se prescribieren los mismos, es recomendable revisar nuevamente a nuestro hijos por lo menos cada 1 ó 2 años dependiendo de l resultado

Nota: El oftalmólogo es el único que puede cambiar la graduación de las gafas en los niños pequeños.